Zapatito blanco, zapatito azul. El Museo del Calzado



En 1991 la zapatería El Borceguí abrió el único museo en México dedicado al calzado. Las clásicas zapatillas de tacón de aguja, botas para alpinismo, los tenis de la golfista Lorena Ochoa, huaraches de Durango con frijoles incrustados y unas zapatillas autografiadas por el ex-presidente brasileño Lula Da Silva; prácticamente todos los estilos se encuentran en este museo.

Babucha femenina con bordado de chaquira. Medio Oriente, Siglo XX
A través de las vitrinas se logra un recorrido por la evolución del calzado no sólo en México, sino en el mundo. El Museo del Calzado alberga zapatos de medio oriente, Asia, Europa y algunas curiosidades como zapatos con el rostro de Einstein y Homero Simpson.

Zori trenzado japonés del siglo XIX

Zapatillas rojas "de espectáculo" con plataforma pertenecientes a Susana Zabaleta

No decido si estas plataformas me recuerdan más a KISS o a Lady Gaga
El Museo no está dividido en secciones como tal, pero el orden en las vitrinas es por procedencia, época o estilo: en unas vitrinas están los zapatos de famosos, en otra los zapatos orientales y en otra (mi preferida) los huaraches de toda la República. 


Huarache femenino procedente de Durango.
Eran utilizados por las mujeres como forma de agradecimiento por la buena cosecha, pedir mejores frutos y venerar al dios de las lluvias

Botas de raso beige con botones de nácar. Francia, Siglo XVII


Zapatilla de la marca Vía Uno autografiada por Lula Da Silva


Las miniaturas abundan en el Museo del Calzado: desde los pequeños patines, pasando por reproducciones de zapatos franceses en porcelana, hasta pequeñas zapatillas españolas y mexicanas... montones de diminutos ejemplares extraordinariamente detallados. 

Zapatillas miniatura hechas en España

Más miniaturas, pero hechas en México



Vista panorámica del museo


El Museo del Calzado se encuentra en Bolívar 27, Centro Histórico (Arriba de la Zapatería El Borceguí). Abierto de lunes a viernes 10:00 a 14:00 y 15:00 a 18:00 horas; sábado 10:00 a 18:00 horas. Entrada libre. 






Cris

Licenciada en Comunicación. Aprendiz de Mercadotecnia. Soy fan de las gomitas y el helado de Oreo. Me gustan las historias que inspiran.

4 comentarios:

  1. llevo casi un año viviendo en el df y nada mas no sabia de este museoo0o... ire a visitarlo!!! te sigo, saludo0os :)

    ResponderEliminar
  2. Cinthya, la cuestión es que el museo no tiene mucha difusión. A veces he encontrado a personas afuera que te invitan a pasar; usualmente la única señal de que hay un museo es un pequeño letrero que indica los horarios (que puedes ver en la última fotografía; es un cuadrito junto a la puerta).

    Lo peor es que tenemos grandiosos espacios para disfrutar que pasan desapercibidos debido a la falta de difusión.

    Por eso, cuando vayas al Centro Histórico, mira hacia arriba, abajo y a todos lados; te sorprenderías de lo que puedes encontrar.

    Saludos :)

    ResponderEliminar
  3. Ese museo me encanta, pero tiene años que no voy, la proxima vez que vaya al centro me daré una vuelta, ya debe haber algo nuevo, como los zapatos firmados por Lula jejejeje

    Y si, no tiene mucha difusion, y es chiquito, pero vale la pena ir por todo lo que tiene, recuerdo que tiene una reproduccion de la bota que usan los austronautas!!!

    saludos

    http://mytigermx.blogspot.mx

    ResponderEliminar
  4. Me encanta, ya he ido!! :)
    buenas fotos.
    saludos.

    ResponderEliminar

Tu opinión es muy importante. ¡Deja un comentario!